Ayer pegué a un taxista

Social & Opinión
Ene, 2018
Artículo por Alejandra Bueno
Este artículo tuvo: 257 visitas, compártelo !
Compartir por Facebook Compartir por Twitter Compartir por mail

Artículos que te podría interesar

En las siguientes líneas voy a hacer, desde mi relación con las luchas y desde lo global, una breve reflexión sobre la avalancha de artistas que se han posicionado a lo largo del 2017 a favor de las luchas feministas.

Comenzaré desde lo personal.

El sábado 16 de diciembre pegué a un taxista. De camino a casa, por el centro de la ciudad de Cuenca, otro taxista más que me increpó desde su concepción de halago machista, cosa que no me gustó y que me tiene muy cansada.

Me acerqué a él y le pregunté que qué quería, a lo que respondió súbete al coche y te lo explico, sólo quiero que pasemos un rato.

Contuve mi rabia unos segundos y le dije que bajara la ventanilla, la bajó y acto seguido se disparó mi puño en su cara.

Quedó atónito el taxista, mientras yo le decía que aprendiera a tener respeto por las mujeres, yo nerviosa, yo con miedo, yo orgullosa.

Quizás tomé una medida violenta, pero llevan violentándome mucho tiempo y mi discurso feminista y mi paciencia tiene un límite.

Hace sólo 600 años, antes de que el patriarcado europeo estuviese aquí, las lenguas que habitaban nuestra tierra no tenían pronombres de género, la gente era gente, como concepto.

Este año hemos visto actrices, cantantes, modelos, escritoras, políticas, hermanas, pronunciando discursos feministas en público; como el de Helen Mirren, ganadora de un óscar por su papel en La Reina, «el feminismo no es una idea abstracta, es una necesidad».

O la cantante chilena Mon Laferte que en una rueda de prensa presentando su nuevo disco, con razón, se alteró por la pregunta machista de un reportero: ¿cómo haces para que tu público sea de puras mujeres si entre ellas se atacan?

O la escritora Gloria Steinem, en la gala de los premios de la moda CDFA, quien fue galardonada por su carrera y donde pronunció las siguientes palabras: «Despertar es comprender que no se puede ser feminista sin ser antirracista, y viceversa.

Ahora que tratamos de que trasciendan los roles de raza y género, nos puede ayudar saber que fuimos nosotros quienes lo inventamos y quienes podemos hacerlos desaparecer» y otra de su famosas frases «una mujer sin un hombre, es como un pez sin bicicleta».

Otro ejemplo más de la crítica pública al sistema en todos sus ámbitos, fue el Festival de Cannes, donde Meryl Streep dedicó sus palabras a Donald Trump en una dura crítica hacia los tintes racistas de su política mientras Jessica Chastain demandaba dónde están las mujeres cineastas y Will Smith denunciaba la poca presencia de personajes negros.

No sólo las mujeres se pronuncian, también lo hicieron durante los últimos años hombres como Barak Obama, Mark Ruffalo, Jonh Legend, Eddie Vedder, Ryan Gosling, Daniel Craig y muchos más que engordan esta lista.

Porque, no os preocupéis hombres del mundo, ser feminista no te hace menos hombre, te hace más humano. Así que, hombres del mundo, quiero extenderles una invitación formal, la igualdad de género es también asunto vuestro.

Para mí, ese tipo de discursos quedaron caducos, son ya muchos años de lucha, de acoso, de juicios, de violencias.

Tan sólo tengo 30 años, pero llevo 10 en esta lucha y he hecho muchos discursos, pero no soy ni Helen, ni Mon, ni Emma Watson, soy Ale, una mujer cansada pero que sigue teniendo fuerza para escribir, para performar, para hablar y, perdonen que se me escape, pero también para pegar.

Créanme, ese taxista no volverá a hacer lo que hizo. No es el medio, es el mensaje y educo con mi ejemplo no con mis palabras. Todo es una suerte de relaciones rizomáticas donde hay que saber cómo actuar en cada momento.

Todavía queda mucho por andar. Son muchas ya las mujeres que han sido «las primeras en…», hubo una primera mujer en ser ministra, primera mujer en viajar al espacio, primera mujer policía, primera mujer bombero y yo mientras tanto, primera mujer en pegar a un taxista.

Venimos desde la más absoluta marginación social y política así que nuestra historia está llena de mujeres que han sido las primeras en algo. Y tú, ¿en qué vas a ser la primera mujer?

Soy feminista desde los 20, a mis 30 he decidido ser postfeminista o feminista queer en un intento de abarcar todas las posibilidades y todas las luchas. Agradezco a la comunidad transgénero por vivir sus vidas a pesar del rechazo y la desigualdad que enfrentan.

Algo parecido trató de explicar Donna Haraway en su Manifiesto Cíborg, un concepto que dialogaba con los feminismos (¡porque ojo!, no sólo hay uno) y con los lenguajes dominantes, que aunaba los movimientos políticos por afinidades y no por identidades.

Ser feminista no es una opción, es un deber como persona, como hombre y como mujer. Quizás no has caído en la cuenta de que puedes votar, estudiar, trabajar o abrir una cuenta sin tener que pedirle permiso a tu marido, eso lo consiguió el feminismo. Tal vez haya que darle las gracias.

La conciencia de la gente está despertando aunque para muchos es mucho más fácil quedarse en la zona de confort, sin tratar de cambiar el mundo, sin quejarse, aceptando lo que tradicionalmente nos han enseñado.

Son muchos años de historia en la oscuridad, y el cambio no es para nosotras, es para las que vendrán después. Sé que moriré luchando y no me arrepentiré de ello, porque seré capaz de ver el cambio.

Jamás haré dieta porque la vida es muy corta para ponerse a dieta, seguiré luchando por verme representada en los medios, no tendré miedo de luchar por mi dignidad, seguiré defendiendo que el feminismo es la noción radical de que las mujeres son seres humanos, no seré una mujer libre mientras siga habiendo mujeres sometidas, soy fuerte, soy ambiciosa y sé exactamente lo que quiero, si eso me convierte en perra, pues ¡guau!

Aún los términos se confunden, aunque dudo que esa sea la razón por la que el feminismo no sale adelante, es el miedo a que las cosas se hagan bien, y no puedan existir ganadores ni perdedores.

Pero no se confundan, machismo y feminismo no son opuestos, debes de ser feminista porque deseas que tus hijas, amigas, hermanas y vecinas tengan los mismos derechos y oportunidades que el resto.

Todavía cobramos menos y trabajamos más, todavía somos objeto y nos privan de personalidad, todavía somos lo malo de ser mujer. Por lo que no importa ni tu sexo, ni tu género, ni tu raza, sé feminista.

Para todos aquellos que no tengáis claro cómo ser feminista, aquí os dejo unos consejos.

  1. No te cases demasiado pronto, experimenta la vida.
  2. Trata a las personas con respeto, como quieres que te traten a ti.
  3. Ignora a los que te juzguen por tu físico, ellos jamás verán la luz.
  4. No tengas miedo del miedo, el miedo es la herramienta del control.
  5. Sé independiente, sé libre y encontrarás la felicidad.
  6. Educa con tu ejemplo, no con tu palabra.
  7. Estudia lo que sea, pero estudia, la familia ya llegará.
  8. Tu cuerpo es tuyo, no pertenece a nadie más que a ti.
  9. No toleres ningún tipo de violencia, ocultarlo perjudica la lucha.
  10. Quéjate todo lo que tengas que quejarte, porque llevamos siglos calladas.

Y sobre todo: cree en ti misma igual que yo creo en ti.


Hay sólo 1 comentario. Yo sé que quieres decir algo:

  1. Emma Illescas dice:

    Muy buen artículo, gracias por pegar a un taxista o traduciendo, gracias por demostrarles lo ultrajadas y violentadas que nos sentimos cuando estos nos lanzan asquerosidades que ellos creen que es normal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • NUEVOS
    Verano no miente

    Las nuevas tácticas para el desarrollo de un cine sustentable

    Ernesto Santisteban es un director de cine autodidacta que no cree en la educación académica. De hecho, se retiró de …

    Leer más

    Zoe

    Novedades Musicales

    Ahora que hemos pasado la mitad del año, es buen momento para hacer un repaso por las novedades que están …

    Leer más

    Ph: Carlos A. Maldonado. IG: @yeye.cm

    La Fiesta de la Música sorprende por su lineup poco sorprendente

    “Este año no hay bandas tan buenas” es la frase que circulaba por las calles y redes sociales de muchos …

    Leer más

    Ph: Heidi Carmona. IG: @heidiijd

    Un festival multiartes que sí Funka pero no revienta

    Los mexicanos Café Tacvba cerraron el Funka Fest, un festival guayaquileño de más de 13 horas lleno de artes y …

    Leer más

    Liz Zhingri

    Río Blanco: La crónica de un conflicto

    Para comprender y analizar el conflicto socioambiental que tiene lugar en la comunidad de Río Blanco, hacen falta ciertos elementos …

    Leer más

  • AGENDA REPÚBLICA SUR
  • ÚLTIMA EDICIÓN