Cráneo y Lasser

Entrevistas
Ene, 2019
Artículo por República Sur
Este artículo tuvo: 85 visitas, compártelo !
Compartir por Facebook Compartir por Twitter Compartir por mail

Artículos que te podría interesar

Fuente: Carlos Maldonado - IG: @yeye.cm

Cráneo y Lasser vienen a Latinoamérica por segunda vez para promocionar Música para lagartos. Como parte de esta gira con cerca de cincuenta fechas estaba República Sur como venue para su concierto en Cuenca y de paso, se dieron una vuelta por nuestra gaceta para contarnos un poquito sobre sus proyectos.

¿Cuáles son las expectativas de esta gira y cómo se están cumpliendo?

Se están cumpliendo muy bien. Llevamos cuatro soldouts o cinco. En Argentina la sala nos quedó muy pequeña, en Chile se mandó una fiesta brutal. Hemos ido a lugares como Cuenca y Uruguay que son núcleos que jamás en tu vida imaginarías llegar a tocar por la densidad de la población. El estar en Cuenca, Uruguay, Panamá es increíble.

La gira anterior solo tuvimos la oportunidad de estar en países del centro: Colombia y México. Es curioso que hace un año en Argentina no se escuchaba nada, de repente sucedió algo increíble y nuestra música se escucha más ahí que en España.

¿Qué tal el público latino?

El público es mucho más entregado que en España. Es como que la sangre caliente tiene algo, más cercanía.

Este verano dimos un concierto en El Caracol, nunca habíamos metido tanta gente en Madrid, eran 400 personas. Lo que vivimos esa noche fue increíble. La gente está mucho más loca, grita más, canta más. Hasta ahora no hemos tenido un concierto como el que hemos dado en Buenos Aire.

¿El público se sabe todas las canciones de Música para lagartos y de Acid House?

Sí, notamos que mucho público nuevo ha entrado en este año porque nos dicen: «hace un año que les hemos escuchado». En Latinoamérica nuestros temas más antiguos siguen funcionando mientras que en España no.

Temas como los de Handmade que tienen mucho más de placentero, más de sentimental, están funcionando mucho más aquí, mientras que en España han caído. Supongo que eso también en unos dos años puede ocurrir aquí. O no, ¿quién sabe?

¿Por qué lo grabaste en Berlín?

Se grabó en Berlín porque uno de nosotros, Made in M, vive en Berlín y está muy empapado del sonido de allí. Es decir, el estilo lo-fi, ese sonido como viejo lo traemos bastante por la influencia de Made in M.

En Fanso somos Lasser, Craneo, Ricky y yo. Juan Ríos y Made in M también, ellos son los productores. Made in M fue quien nos trajo toda la corriente que se presenta en el video. Él, en Alemania, se junta con todos los productores más locos de lo-fi. Es como la cuna del lo-fi.

El caso es que el rollito del lo-fi lo hemos traído con Made in M y esta vez lo quisimos hacer porque toda la pasta que ganamos con Acid House la invertimos en la realización de Música para Lagartos.

Y dijimos «chicos, ahora vamos a hacer como en Acid House: 10 días en una casa encerrados, pero ¿a dónde nos vamos?». Buscamos en Airbnb una casa por toda Europa en la que también pudiéramos hacer video. El lugar que queríamos tenía muchos requisitos difíciles: tenía que ser espacioso, debíamos poder hacer ruido y debía tener muchos sitios bonitos cerca… Al final encontramos un lugar cerca de lagos y trigales a dos horas en coche de Berlín.

Ustedes tienen tres cosas: Son Cráneo Media, tienen Guayaba Records y por otro lado tienen el colectivo Fanso. Cuéntennos un poco más de esto.

Lasser: Tenemos la suerte de que uno de nosotros tiene su discográfica. La hemos ampliado y ahora estamos trabajando ahí con Ricky, su novia, yo y otro socio más, actualmente tenemos otros dos chicos que están encargándose de la distribución.

Ricky: Guillermo Centenera, Sergio, Ricardo y Patricio llevan Guayaba Records. Lo que hizo que yo empezara a externalizar la discográfica y a meter a más gente en ella es que empecé a trabajar como productor en Cráneo Media que se dedica hacer videos para las discográficas en España de manera profesional.

Cráneo: CráneoMedia es la productora que empecé haciendo videítos con mis colegas, patinando, para subirlos a YouTube, para hacer mis cositas. Luego me puse las pilas y seguí con ello, poco a poco me fue saliendo más curro y fui contando con un coleguita, Guillermo Centenera.

Llegó un punto en el que entraron vídeos más gordos y necesitábamos alguien que nos ayude, no podíamos hacer todo los dos. Justo en ese entonces Ricky estaba en un momento de su vida en el que se le había desmoronado un poco su plan de futuro y se ofreció ayudarnos con lo que sea. Él nunca había hecho producción, pero se metió a ayudarnos y hasta el día de hoy continúa trabajando en ello.

¿Os conocéis de toda la vida?

No, desde los dieciocho, porque somos del mismo barrio, Leganés. Ricky y yo [Cráneo] nos conocimos por redes, porque cuando fui a grabar mi primer disco con un pibe —recién llevaba rapeando un año— que me iba a cobrar una pasta, necesitaba alguien que hiciera unos scratches, lo publiqué en Twitter y un tío me pasó el @ (arroba) de Ricky.

Bueno, el caso es que le escribí y me dijo «¡Venga! Vente para mi casa y lo hablamos». Fui para su casa, vi que tenía un miniestudio y me dijo «tío, me gusta lo que haces, si quieres te grabo el disco entero también». En ese momento tenía ganas de darle un beso en la boca [risas].

¿Tienes algún concepto que una los videos de Cráneo Media?

Yo [Lasser] creo que Sergio [Cráneo] ha sabido darle imagen a unos sonidos: si tienes un sonido casado, con todo roto y todo analógico no tiene sentido ponerle un 4K full super HD. Cuando es un curro externo es una lucha porque el artista normalmente no te viene con ninguna idea, ni con concepto, ni con nada [risas].

Te manda la canción y te dice «propón algo», pero cuando ya se te viene una idea, te dice «no, yo pensaba algo así»… Yo pienso: ¿Para qué me pides una idea? Por desgracia, no nos llegan normalmente artistas ni música que nos llenen.

Pero también usan a sus colegas de Fanso para hacerles los videos.

Sí, pero esos son proyectos internos nuestros, por eso sobrevivo y soy feliz todavía [risas]. Ese es el equilibrio. Esos son proyectos personales y es donde podemos lucirnos. Bueno, tampoco es que podemos permitirnos el lujo de trabajárnoslos tanto como los curros externos.

Espero que llegue el día y podamos dedicarles el mismo presupuesto, le echamos muchísimas más horas a cualquier curro de cualquier artista externo. Al final es nuestro grueso de plata, realmente nosotros nos ganamos la vida con los videoclips.

Entonces esto es más como un hobbie  que empieza a crecer, por eso estamos aquí en Cuenca hablando de esto. Todo está creciendo, pero hasta los hobbies están chocando un poco con el trabajo principal; pero bueno, es hermoso, es bonito.

Bueno, si hay que ser profesionales deja de ser un hobbie.

Pero aún así, como está fuera de tu «trabajo» es algo más creativo.

Los beneficios que nos da la música son sorprendentes porque invertimos mucho menos tiempo del que nos gustaría y del que deberíamos para tener estos resultados.

Realmente este año hemos invertido un mes y medio en hacer música. Sí, de verdad, le invertimos poco tiempo y eso al final incide en el escenario, pero aunque «mal» siempre es divertido, la gente siempre se pasa bien y siempre ponemos de nuestra parte.

¿Se viene alguna discográfica fuerte como Sony, por ejemplo? ¿Qué opinan al respecto?

No, no. Fuera. Sony que mejor nos venga con proyectos para sus artistas.

Es que, mira, la discográfica aporta es que generes pasta para que una productora te haga el videoclip, entonces, eso, tachado porque nadie nos va a hacer un mejor videoclip que nosotros mismos.

Estamos intentando mejorar poco a poco el departamento de comunicación para hacer algo serio y hemos abierto una web con envíos a todo el mundo. Nosotros sabemos cómo funcionan los porcentajes a día de hoy, estamos dentro del mundillo musical, ya sea por los videoclips, por los colegas o por cómo nos movemos, y sabiendo todo eso, es mejor trabajar con nuestra propia discográfica.

A veces tenemos el contacto de gente que puede mover un lanzamiento, ponernos en playlists o hacernos un video clip, pero como a nosotros mismos nos sale del alma hacer esas cosas, qué sentido tendría firmar con alguien que luego se va a quedar con un porcentaje altísimo de tu pasta.

Además de que no le ponen cariño a lo que hacen, al final eres un número más. Y lo que ha ocurrido con las discográficas es que ya no apuestan por los artistas. Si funcionas bien, y si ya no funcionas, adiós y desapareces; el problema es que desapareces de verdad.

Sin embargo, nosotros no vamos a desaparecer porque siempre vamos a tener nuestros recursos. Así que nos van a ver aquí de viejos.

Algo que nos gustaría aclarar: ¿Qué diferencia hay entre el hip hop lo-fi, el trap y el rap?

Craneo: Sale todo de la música rap y el hip hop. Luego hay distintas corrientes, la más tradicional es la noventera que es como empezó todo. Luego está el trap que sigue siendo rap con otro rollo más electrónico.

Ricky: La verdad que se están fusionando tantas cosas que el trap se está transformando. El trap son hi-hats divididos.

Lasser: El lo-fi existe de toda la vida, por ejemplo tú escuchas temas de Pink Floyd y eso ya estaba ahí. Eso lo coges y lo metes en una base nuestra y cuela. El lo-fi es una estética antigua. Nosotros lo aplicamos al rap.

Pero se nota que ustedes rapean más que otros.

Nosotros solo hacemos lo-fi, de hecho lo que más me mola es que solo llevamos tres años haciendo música únicamente con las instrumentales que nos hacen los chicos de Fanso. Eso mola porque tiene coherencia. Ellos evolucionan y todos vamos como hacia el mismo lado.

Antes de ir grabar Música para lagartos, estábamos en plan «sabemos cómo produce esta gente, sabemos lo que han cambiado, pero no sabemos qué coño vamos hacer aquí. Han evolucionado, eso es real, nosotros también. Va a ser diferente, pero… ¿qué tanto?».

No teníamos ni idea de hacia dónde queríamos ir, pero buscábamos algo más fresco y nuevo. Acid House tiene unas cajas que machacan la cabeza y es un disco super lineal, sin embargo, en este disco no habíamos hablado ni siquiera entre nosotros de qué rollo queríamos.

Los chicos llegaron con unos vinilos gigantescos, se pusieron a sacar samples y fueron haciendo ritmos. El disco entero se grabó ahí, en Berlín. Había alguna letrilla, un beat que era antiguo, pero lo demás se creó ahí y eso se nota, tiene más empaque.

¿De cada canción sacan un video?

En Música para lagartos hicimos un video por canción y luego hubo un trabajo más documental de cómo trabajamos en la casa para que se vea un poquito desde afuera cómo se vivió la experiencia y cómo se creó la canción.

¿Quién pertenece al sello Guayaba Records?

Cuando yo [Ricky] empecé, sí tenía la intención de montar un gran sello, pero al final he visto que lo más bonito es dejarlo rodeado de la gente con la que trabajamos siempre. Acabamos de sacar un gran trabajo con Made in M y Walterwam-Fungus en el que se hizo un trabajo instrumental.

No tengo ambición de montar una gran discográfica independiente, quiero mantenerlo low-key con la gente que me rodea y gente que encuentre interesante; por ejemplo, con Nathy [Peluso], ella tiene mucha técnica, tiene voz, sabe cantar, cubre un gran espectro artístico.

Cuando encuentre gente así quisiéramos sacar cosas, pero no es una ambición. La ambición es que todo Fanso siga subiendo, que Made in M y Juan Ríos sigan sacando trabajos conmigo y sigan funcionando bien. Ahora estamos con la web, estamos empezando hacer vinilos, esto es un proceso mayor y estamos haciendo las cosas con cuidado y bien.

¿Andy [Lasser], qué esperas de Fanso el 2019?

Que sigamos creciendo juntos y que continuemos con muchas ganas de hacer cosas.

Tenemos trabajo para la siguiente gira: hay que sacar otra movida. Entre 2019 y 2020 tenemos que sacar un nuevo disco. Es que las próximas giras serán en invierno, por eso el disco estará alrededor de agosto de 2020. Estaremos con un trabajo nuevo y con las pilas cargadas.

En el 2019 vamos a ver más estilos, hacer algo más melódico y probar otras cositas. Queremos que deje de sonar sucio. Por ejemplo, yo [Lasser] me voy apuntar a clases de canto. Y yo [Ricky] voy a retomar el piano.

¿Chicos, qué más quieren decir a sus seguidores y los lectores de nuestra gaceta?

Que los porros no son tan buenos, los porros están muy bien para ciertos momentos. La gente se cree que todos los días me levanto [Cráneo] y fumo… Sí, algunos, pero no todos [risas]. No hago música gracias a los porros. La gente cree que por estallarse veinte porros vas a sacar un temazo y probablemente te mande a dormir [risas].

¿En esta gira tenéis un concierto para ocho mil personas se sienten nerviosos?

Me cuesta menos cantar para ocho mil que para 20 personas, se me hace más fácil.

Hay una cosa, es más jodido cantar a 20 personas de un público que no sea tuyo que cantar para 500 de tu púbico. Porque da igual que te equivoques, da igual que se te olvide, siempre va haber uno que este cantando y veas apoyo.

A mí me da miedo mucho los videos que grabamos con UHS en directo y se proyecta en la pantalla. Poder estar grabando con la UHS y con ocho mil personas y todo se esté viendo ahí. Va a ser una locura, yo no me lo imagino.

Lo máximo que si hemos hecho es de mil personas. Pues ver a ocho mil personas atentas no me lo imagino.

¿Cuál es vuestra técnica sensorial antes de salir en directo?

No fumar porros, estar tranquilos y beber cerveza. Los porros no porque se me estalla la frente y eso es malísimo.

Es importante no consumir cuando tienes tareas por delante, solo te queda disfrutar. La única vez que entré fumado a clases me quería salir porque estaba aburridísimo.

Si deseas leer más entrevistas, ingresa aquí.

 

Fuente: Carlos Maldonado - IG: @yeye.cm


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • NUEVOS
    Óscar

    Niño, extiende la alfombra roja (y tapa bien) que llegan los Óscares

    Como cada año, Hollywood se viste de gala para su mayor despliegue de glamour, industria y, a veces, cine. Una …

    Leer más

    Thelonious Monk

    Tres conciertos de jazz

    Trajeron la música; aun apachurrados en el barco, golpeaban las tablas, y en eso, susurros a contrapunto y melancolías inesperadas.

    —Aquí …

    Leer más

    La guarida

    La primera vez

    A Río, su historia.
    ¿Cómo fue? Es que no te voy a ser del todo sincero porque ese día… mejor dicho, …

    Leer más

    República Sur

    Ilegales

    Entrevista a Jorge Ilegal
    Tenemos el honor de recibir en casa a Jorge Ilegal, líder de la histórica banda de rock …

    Leer más

    mapamundi

    Hacer el mapa de la cultura

    Disponer de una expresión comunicacional de un lugar, una relación, una idea o un acontecimiento siempre contribuyó a comprenderlos mejor. …

    Leer más

  • AGENDA REPÚBLICA SUR
  • ÚLTIMA EDICIÓN